VALDIVIA HIDROELECTRICAS Y CELULOSA SON LOS GRANDES ALUDIDOS EN MARCHA CIUDADANA CONTRA PROYECTOS DESTRUCTIVOS

Cerca de 300 personas marcharon por las calles de Valdivia con consignas alusivas al impacto provocado por megaproyectos industriales.


Alrededor de 300 personas marcharon por la calles de Valdivia en rechazo a proyectos que han provocado daños ambientales y conflictos sociales importantes en la región, como la planta de celulosa y las centrales hidroeléctricas y ante la eventual aprobación de otras iniciativas similares que puedan seguir provocando problemas.

Los ciudadanos eran representantes de organizaciones indígenas, ciudadanas, y ambientales, que buscan poner en debate la política del estado de aprobar proyectos industriales sin dar relevancia a las consideraciones sociales y ambientales que afectan a la comunidad local.

La manifestación se inició pasado el medio día en el sector Mirador del Remo y se dirigió por la calle Picarte hasta la Plaza de la República en donde se realizaron declamaciones.

Ximena Rosales, vocera de Acción por los Cisnes dijo "queremos sumarnos a este llamado a defender nuestra región de proyectos que amenazan nuestros recursos naturales y nuestra calidad de vida. Tenemos que llamar la atención, llevamos seis años de conflicto, y Celco ahora quiere aumentar su capacidad de producción en un 20% más y contaminar otro ecosistema como es el mar. Queremos hacer el llamado a los ciudadanos de esta región que se tome conciencia de lo que significa que estos proyectos estén aquí destruyendo nuestra región".

Jorge Weke, vocero del Parlamento de Koz Koz y werkén mapuche afirmó que "sabemos que el empresariado es el gobierno y nosotros estamos viendo que será muy difícil detener estos proyectos (hidroeléctricos). El gobierno ha hecho caso omiso a la voluntad de las comunidades, por lo tanto las manifestaciones van a ir en aumento. Aquí no solo hay un impacto ambiental, sino también económico social por parte de las comunidades. Estamos a las puertas del calentamiento global y estamos por defender la tierra y la naturaleza".

Javier Nahuelpan, vocero del Comité de Defensa del Mar, sostuvo que "estamos denunciando lo que venimos denunciando de gobiernos anteriores, que es la misma política y el mismo modelo que favorece sólo a las grandes empresas, sin considerar la voluntad de las comunidades que viven en el territorio y que rechazan estos proyectos".

Sobre los avances que pudiera tener la empresa en la construcción del ducto al mar, Nahuelpán informó que "no han avanzado nada".

Explicó que "no tienen los permisos ni la pasada de las comunidades y sabemos que no se podrá construir. Van directamente al fracaso, pero sabemos que el gobierno quiere que se construya".

Junto a la marcha, los organizadores emitieron una declaración pública.

DECLARACION:

"Hoy 30 de Junio, en la ciudad de Valdivia la organizaciones ciudadanas abajo firmantes manifiestan su preocupación referente al panorama socio ambiental de nuestro país con énfasis en las región de los Ríos declaran los siguiente:

1. Detener cualquier proyecto o ingreso hasta que esté en marcha la nueva institucionalidad ambiental, esto se justifica puesto que el cambio de la misma alude a la deficiencia del actual proceso de evaluación de impacto ambiental y a los órganos que intervienen en dicho proceso. De esta manera, no solo se estarán evitando los muchos males derivados del mismo, sino también ayudando a corregir el rumbo de nuestro país y nuestra sociedad, en el sentido de la sustentabilidad y la mejora a la gestión ambiental que significaría la nueva institucionalidad. Continuar trabajando con el actual sistema es sinónimo de una nula responsabilidad con el medio ambiente

2. Esperamos que las nuevas autoridades reevalúen proyectos aprobados como los son, el caso de la central San pedro y el polémico ducto de Celco en la caleta de Mehuín, cuyos procesos de validación no apelan a una decisión técnica y participativa por parte de la ciudadanía. Hechos que demostraron la permanentemente voluntad política de los sucesivos gobiernos de la Concertación, los que fueron castigados en la última elección presidencial, costo político que heredaron las actuales autoridades y de las cuales exigimos se hagan cargo.

3. Hacemos un llamado a las nuevas autoridades a respetar y hacer cumplir las leyes por las que el estado de Chile se ha comprometido internacionalmente. Es por ello que exigimos la aplicación integral del Convenio 169 de la OIT.

4. No aceptamos la evaluación de proyectos en forma individual cuyo impacto socio ambiental vaya de la mano, es el caso de la colosal línea de transmisión de más de 2300km que conectaría el complejo hidroeléctrico de Aysen con el SIC en Santiago y cuya evaluación no se produjo al evaluar Hidroaysén, en circunstancias de que se trata de proyectos absolutamente indivisibles. Concibiendo la unicidad de los proyectos desde la perspectiva de los inversionistas y no con sentido público y sistémico, por lo tanto es imperante que el gobierno regional se haga parte de esta discusión.

5. Que el actual gobierno se defina contundentemente en pro del desarrollo y la masificación de la generación de energías renovables alternativas (solar, eólica, biomasa, microhidráulica, mareomotríz, geotérmica) con una adecuada y racional administración de nuestros recursos naturales tendiente al bien común y no al beneficio de algunos por sobre otros.

6. En conjunto con el punto anterior, se solicita la definición de la línea del Gobierno en cuanto a temas ambientales y el cuidado de los recursos naturales, ya que las últimas acciones (desafectación de 2000 hectáreas en el Parque Nacional Lauca, decreto 654 del Minagri), han puesto en duda el rol del estado para con la diversidad biológica, así como la existencia y confiabilidad de los sistemas creados con ese fin (SNASPE). Las medidas nombradas han privilegiado directamente iniciativas privadas, en desmedro del patrimonio natural de la nación.

Finalmente dejamos de manifiesto que las movilizaciones continuarán mientras el actual gobierno, al igual que la administración ambiental haga oídos sordos a las demandas ciudadanas que buscan hacer cumplir la garantía constitucional de vivir en un medio ambiente libre de contaminación, siguiendo la actitud política que legaron los gobiernos de la concertación.

Organizaciones convocantes.
Jóvenes Tehuelches
Centro Cultural Pablo Neruda
Colegio de Antropólogos
Red de Mujeres Valdivia
Movimiento por la Defensa del Mar
Federación de Estudiantes Universidad Austral
Conserva acción
Acción por los Cisnes
Parlamento Koz Koz
Izquierda Cristiana.
JJ-CC".

Publicada el jueves, 01 de julio de 2010

http://www.valdivianoticias.cl/info.asp?Ob=1&Id=31892






Para que en tu casilla haya mucho más de lo que te importa. Descubre un nuevo Hotmail. Ver más

Páginas vistas en total

Desde donde nos visitan...

Clima en Mehuín