CON LA FUERZA DE DIOS NO HABRA DUCTO DE CELCO

Helia Martin Nahuelpán.

Gracias a Dios aún quedamos mucha gente de corazón limpio y de buen pensamiento que nos gusta ganarnos el pan con el sudor de la frente, además seguimos los consejos de nuestros antepasados que es el respeto de la madre naturaleza porque la tierra en que vivimos no tiene precio y menos la vida que Dios nos ha regalado, por lo tanto seguiremos luchando con la frente en alto por la defensa del mar de Mehuín porque somos muchas las personas que de una y otra manera hemos sidos beneficiados por él, hasta el día de hoy.

El mar no le importa que Celco le haya tirado dinero a alguna personas, él sigue dándole productos para que se sigan alimentando; para que vean que el mar es bondadoso con todos.

Entonces a continuar con nuestra defensa sin decaer que estamos seguros que no estamos equivocados, ni menos es un acto de rebeldía porque aquí no está dicho todo y esto es un mensaje a todos los políticos que tienen el descaro de visitar la localidad de Mississippi ahora que necesitan el voto pero nunca se han acercado a la sede para preguntarle a los defensores del mar como están y el Gobierno actual hace de vista gorda.

Para ellos nosotros no existimos, lo único que le interesa el puesto y punto.

Estas han sido mis palabras que me salen por la rabia que tengo acumulada desde hace mucho tiempo y mucha fuerza a los que luchan por sus derechos legales que es vivir en un ambiente libre de contaminación.


Helia Martin Nahuelpán

Publicada el domingo, 12 de octubre de 2008

Páginas vistas en total

Desde donde nos visitan...

Clima en Mehuín