ULTIMO CENSO DE CONAF CONFIRMA QUE SIGUEN DISMINUYENDO LOS CISNES EN EL SANTUARIO CARLOS ANWANDTER

En abril de 2007 había 616 cisnes de cuello negro en el humedal y en abril de 2008 se registraron 352 aves. Este indicador biológico pone en tela de juicio las medidas tomadas por el gobierno para recuperar el sitio Ramsar.


Pese a las medidas tomadas por el gobierno central y las autoridades regionales, a través de la Corema de Los Lagos y Los Ríos, el estado de salud del santuario Carlos Anwandter sigue de mal en peor.

El último censo del mes de abril, que sería dado a conocer a fines de esta semana demuestra que la cantidad de estas aves emblemáticas de Valdivia sigue bajando dramáticamente.

El último censo oficial de la Conaf contabilizó sólo 352 cisnes de cuello negro, en contraste con las cifras de años anteriores que ampliamente superiores.

Hasta el año 2004, la cifra experimentaba un aumento, pero desde el año en que entró en funcionamiento la planta de Celulosa Arauco hay un brusco cambio que no logra remontarse.

CIFRAS DE ABRIL
Abril 2003: 6364
Abril 2004: 7997
Abril 2005: 866
Abril 2006: 819
Abril 2007: 616
Abril 2008: 352

Cabe mencionar que la mayor parte de los cisnes censados sigue estando en el sector de Cayumapu, que es un área que está más alejada del centro del humedal.

Daniel Boroschek, veterinario valdiviano y uno de los ciudadanos que ha logrado captar la atención de las autoridades que permitieron que se tomaran algunas medidas es pesimista sobre el futuro del humedal.

“Yo creo que es bastante grave lo que esta pasando, ya que demuestra que el santuario no tiene signos de recuperación y me parece que esta condenado a morir y camino a desaparecer. Al menos nuestros indicadores biológicos que son las aves son claros. No hay alimento para los cisnes y no están las condiciones para que se reproduzcan y vivan en ese lugar”, explicó el profesional.

Una de las medidas tomadas por la Corema de Los Lagos en el año 2005, incluía una disminución de la producción de la planta de celulosa a un 80 por ciento, la cual fue revertida a principios de enero de este año por la Corema de Los Ríos, quien autorizó a un aumento gradual hasta retornar al 100 por ciento definitivo.

“En mi opinión es que las medidas tomadas por el gobierno son insuficientes, y parece que la opinión que podrían tener los cisnes y las taguas es la misma. Con este indicador biológico pienso que las medidas no han servido de nada”, cuestionó.

Publicada el lunes, 26 de mayo de 2008

Páginas vistas en total

Desde donde nos visitan...

Clima en Mehuín