JORGE GARRIDO: “EL GOBIERNO ES UN SOCIO DE CELCO EN EL CONFLICTO CON LOS PESCADORES DE MEHUIN”

El realizador de Ciudad de Papel conversó con Valdivia Noticias sobre el conflicto en Mehuín, la crisis ambiental del río Cruces y su visión de la nueva región. Publicamos la primera parte de esta entrevista.


El director del documental “Ciudad de papel”, Jorge Garrido, habló acerca de los eventos de la semana pasada cuando la comunidad costera de Mehuín se movilizó ante las escaramuzas de Celulosa Arauco para iniciar un estudio de impacto ambiental para un ducto, lo que es rechazado y resistido tenazmente por los pescadores.

“Ciudad de Papel” es hasta hoy el único documental que trata en profundidad el conflicto ambiental que vive la provincia de Valdivia desde la instalación de la planta de Celco cuya contaminación provocó la destrucción del ecosistema del santuario de la naturaleza “Carlos Anwandter”.

P: Como realizador, ¿cómo viste a las personas de Mehuín que están nuevamente luchando contra Celco?

JG: Nunca he perdido contacto con las personas de Mehuín, no he perdido la relación con mis personajes, por decirlo así. Nos hablamos siempre ya que ellos ven en el documental una ventana real para exponer su caso. Además, la prensa en ese sentido ha sido un poco esquiva con ellos y últimamente el tema Celco ha un poco sepultado por los medios.

En esta oportunidad se dio una cosa bien particular, una paradoja del documental, ya que hace diez años este proyecto se puso en carpeta con un ducto apuntando al mar y ahora, diez años después, el ducto nuevamente apunta al mar, con la muerte del santuario mediante y todos los problemas que se han generado.

Para mí este es un momento bien especial como realizador y como ciudadano veo en este nuevo intento de lanzar los desechos al mar un retroceso por parte del gobierno. Y esto nos impulsó a volver a Mehuín a filmar, teniendo en cuenta que ya estábamos en un proceso distinto al rodaje.

P: ¿Y cómo fue esto?

JG: Volvimos a ver como sé hacia realidad el mito en el sentido que se ha expresado por distintos medios y estudios acerca de la posición del grupo de defensa de Mehuín. Yo mismo tengo bastantes horas de entrevistas donde ellos recuerdan lo que fue el conflicto entre el 96 y el 98. Entonces esta era una oportunidad imperdible para ver a la comunidad de Mehuín enfrentando nuevamente a Celco y sus socios.


P: ¿Con socios de Celco te refieres al Gobierno, la Armada y Carabineros?

JG: Ciertamente. Aunque la Armada no quiera aceptarlo, ellos hoy en día son un socio de Celco. Sin hacerse el tonto, se puede ver que la Armada tiene roles que cumplir de soberanía, de cuidado, de protección y eso es real. Pero había ciertas contradicciones, por ejemplo. La bahía estaba cerrada esos días, si bien es cierto estaba cerrada para embarcaciones menores, las condiciones eran muy malas para que un barco de las características del Pangui estuviera a la cuadra y con las intenciones de realizar actividades.

Entonces no es muy equilibrada esa visión. Y hoy día se corrobora más aún eso, cuando es la misma Gobernación Marítima la que llama a cuatro o cinco pescadores a la Fiscalía. En eso no esta Celco de por medio. Por decirlo así, hay otra empresa involucrada. Es como cuando tú te metes en problemas con un guardia de una empresa de seguridad de un supermercado, al final puede que el supermercado no se meta en el problema pero sí se va meter la empresa de seguridad que respalda al guardia. Entonces aquí es como una relación de compromiso entre las dos partes.

P: ¿Qué opinas de la postura del gobierno?

JG: El gobierno en este caso está haciendo lo mismo que antes, está repitiendo el monito, tratando de respaldar a la empresa, pasando por encima del derecho de los pescadores, pasando sobre sus áreas de manejo. Para meterles un tubo que va ha echarles a perder la vida.

Creo que aquí las cosas siguen mal planteadas, el gobierno está haciendo todo lo posible por aprobar el estudio. Con estas cosas las personas tienden a confundirse, escuchan hablar de estudios, de línea base y todas esas cosas. Cosas que la gente común no sabe. Pero lo cierto es que para que la gente de Celco desarrolle su estudio, necesitan mínimo 20 días de tranquilidad absoluta. Aunque si uno conversa con otros especialistas te dicen que 20 días no es nada, porque para Celco realice un estudio realmente serio necesitan por lo menos un año. Pero lo que la gente tiene que entender es que el hecho que un barco haga un par de vueltas por Mehuín no significa que se hayan hecho los estudios. La empresa se encarga de decir a la gente por los medios de comunicación formales que ellos estaban haciendo los estudios y eso es falso. Yo estuve ahí cuando Ángelo Romano dijo en la radio que se habían hecho los estudios y es imposible porque los pescadores se fueron con todo y no los dejaron.

P: ¿Qué me dices de la posición de los pescadores ante el conflicto?

JG: Puede ser reprochable desde un punto de vista la actitud de los pescadores, porque lo ideal es enfrentar esto con cordura y violentar al enemigo puede ser reprochable por la opinión pública. Pero creo que el gobierno ya vapuleó mucho a la comunidad de Mehuín durante tres años en la década de los 90 y están comenzando a hacer lo mismo ahora. Conocí un poco los pormenores de eso y fue con policía secreta, teléfonos pinchados, al más puro estilo de la dictadura.


P: ¿Qué piensas de lo que ha pasado ahora, como el corte de luz el día que comenzó el conflicto?

JG: El tema de la luz está en investigación, la gente de Mehuín presentó una denuncia y Saesa quedó de verificar el motivo por el cual se cortó la luz, pero la triangulación es demasiado obvia. Llegan dos micros antimotines de carabineros, a una población de 2000 personas; llegan más de 100 carabineros, rondaba la marina, rondaba investigaciones y se corta la luz. O sea, está claro.

Yo llegué un día a la diez de la noche, filmé todo el otro día siguiente y ese mismo día en la tarde le reventaron la caja de energía eléctrica a la casa de Eliab Viguera. Una caja que estaba en la calle resguardada y en un lugar donde ningún vecino le haría eso a Eliab. Puede ser que los mismos que cortaron la luz el día anterior le reventaran la caja. Son medidas de amedrentamiento a las cuales los pescadores responden como saben, que es violentamente.


P: ¿Cómo ves el proceso?

JG: Celco puede decir lo se le ocurra y respaldado por el gobierno, que la tecnología es de ultima generación, que no contamina, que esto, que lo otro. Pero la muerte del santuario es una prueba irrefutable de que esa tecnología no es compatible con el medio ambiente y lo que va ocurrir es que si logran tirar ese ducto por Mehuín van a contaminar toda la costa y van a contaminar todo el futuro de la pesca y del buceo de la bahía de Maiquillahue. El ducto vendría a liquidar cualquier expectativa que tengan los pescadores del lugar.

Si no hay estudio de impacto ambiental la empresa no puede instalar su ducto, aunque el gobierno lo quiera o lo obligue, porque es impresentable que se apruebe el ducto sin el estudio. Aunque está aprobado ya que Celco puede presentar una lista del supermercado y se las van timbrar.


Escrito por:
Alfredo Arellano

Publicada el martes, 01 de agosto de 2006

Páginas vistas en total

Desde donde nos visitan...

Clima en Mehuín